domingo, 22 de septiembre de 2013

Carta de un Toro

Imagínate.....
Imagínate que al nacer, unos desalmados te separan de tu madre. Te cuiden, te peinen, te alimenten y un dÍa de repente...
te encierren durante 24 horas a oscuras, para cuando te suelten te vuelvas loco con la luz del sol y el griterío de una masa de humanos sedientos de tu sangre. Te cortan y liman tu único medio de defensa (los cuernos) para que cuando te defiendas no causes tanto daño a quién te está dañando a ti; imagínate que te cuelguen sacos de arena en el cuello durante horas, que te golpeen los testículos, los riñones, que te provoquen diarreas para debilitarte por que saben que si te dejan salir al 100% de tu capacidad, no tendrían escapatoria. Te untan grasa en tus ojos para dificultar un poco tu visión; una sustancia que te echan en las patas hace que no puedas estar quieto, y sabes para que? para que ÉL, el de trajes de luces, se siga luciendo con su "actuación".
Y luego, si consigues resistir sabes que hacen? Mandan a un picador, el cuál es tan cobarde que tiene que acercarse con un pobre caballo que es quien va a recibir toda tu furia, al pobre caballo le ponen un peto en el pecho para daros a entender que es para su protección, pero no os engañéis, ese peto solo es para ocultar las heridas que tu, por defender tu vida le vas a causar al caballo.
Este cobarde picador te clavara una lanza para hacer que te desangres más y más, por que claro, la misión no es torearte, es asesinarte lentamente.

Las banderillas.....
Estas están para asegurar que la hemorragia siga y no se detenga, pero sabes lo más curioso de todo esto?...que tu naturaleza es la de huir, pero no te dejan, por eso te encierran en un ruedo, para que no tengas por donde hacerlo, para acorralarte e incrustarte esa espada de 80 cm que te destruirá pulmones, hígado, riñones...etc..
Ya cuando no tienes fuerzas para seguir luchando por tu vida te arrinconas a un lado con tu agonizante muerte y ellos no contentos con todo esto, te rematan con una puntilla de 10 cm con la que te seccionan la médula espinal, con esto ya no puedes moverte, solo respirar, pero sabes que estas respirando? TU PROPIA SANGRE....hasta que exhalas tu último aliento de vida y te mueres delante de la impasible mirada de hombres y mujeres, y para rematar la faena, APLAUDEN

Todo esto me hacen a mi sin piedad, mientras ríen y gritan de orgullo por ello. Ese ser que se hace llamar racional es el que planea ESTA BARBARIE, ningún animal en la tierra, ni siquiera el más carnívoro de todos planea una tortura, SOLO Y UNICAMENTE EL SER QUE ES CAPAZ DE LEER ESTA CARTA.

ATT: El Toro.



2 comentarios:

  1. Una valiente carta. El que quiera oir que oiga. Te has jugado Mar. Espero ver el dia en que no se escribira ninguna otra carta igual.

    ResponderEliminar
  2. Muy valiente tu carta. Espero ver el dia en que no escriba nadie mas algo asi. Te saludo con todo respeto.

    ResponderEliminar